Cooperación Solidaria Internacional

Fortalecimiento de capacidades para la gestión participativa de viviendas de las familias indígenas de la comunidad de Ccolccaqui, distrito de Lucre, Valle de Cusco, Perú

 

Localización

Comunidad de Ccolccaqui, distrito de Lucre, Valle de Cusco, Perú

Socio Local:

Centro de Educación y Comunicación Guaman Poma de Ayala (GPA)

Duración

12 meses

Coste

29.013,75 euros

Financiadores:

Ayuntamiento de Málaga  29.013,75 euros

Breve descripción de la intervención

El proyecto busca el mejoramiento de las condiciones de habitabilidad y salubridad de las viviendas ubicadas en la comunidad campesina de Ccollcayqui del Distrito de Lucre del Valle del Cusco, Este proceso considera generar del espacios de capacitación práctica y reflexión compartida entre las familias beneficiarias, sobre sus roles y funciones en la gestión de la familia y de la vivienda con intervenciones para el mejoramiento de dormitorios, cocinas y baños.

Actualmente las familias indígenas viven en condiciones de precariedad habitacional, siendo sus viviendas insalubres e inseguras. En este sentido el proyecto busca intervenir de manera integral a las viviendas de la comunidad de Ccollcayqui con la finalidad de lograr una comunidad piloto que mejore sus condiciones de habitabilidad y salubridad siendo un referente importante en el distrito posible de réplica.

El proyecto contempla el desarrollo de acciones de mejoramiento progresivo participativo de viviendas, específicamente en dormitorios, cocinas y baños, abordado de la siguiente manera:

La primera fase corresponde a la identificación de familias consideradas beneficiarias directas con el mejoramiento de viviendas, las cuales serán identificadas a partir de la ejecución de eventos articulados: el primero la participación proactiva de las familias (madres y padres e hijas e hijos) en capacitaciones prácticas para el buen vivir en la vivienda rural productiva, el segundo una pasantía de conocimientos a experiencias exitosas donde se han realizado intervenciones en mejoramiento de viviendas con la participación del Centro Guamán Poma de Ayala (GPA). Y la elaboración de planes de mejoramiento de la vivienda en dormitorios y cocinas para poder identificar las necesidades y demandas de las familias indígenas. Continuar leyendo

Informe de actividades del Centro Educativo Benigno Bazoaldo del año 2015

Compartimos un resumen del informe que nos han enviado del Centro Educativo Benigno Bazoaldo, de la ribera del río Tapacarí (Cochabamba – Bolivia). El centro fue construido hace unos años por la cooperación andaluza a través de ASPA y desde entonces estamos apoyando el funcionamiento del mismo mediante la solidaridad popular.

11Este año un nuevo grupo de alumnos/as  terminan el bachiller.

Como novedad el año pasado se consiguió terminar el puente sobre el río Tapacarí, lo cual ha facilitado mucho el acceso a la escuela y centro salud en los periodos de lluvia.

Seguimos trabajando en proyectos de fortalecimiento organizativo y mejora agrícola además del programa de lucha contra la enfermedad de Chagas.

Como veis en el informe se continúan haciendo gestiones para intentar que el ministerio dote de más plazas oficiales al centro (ITEMS), El número de alumnos y alumnas por curso no es muy alto pero si queremos una educación de calidad se debe dotar del profesorado necesario. Esperamos que en un futuro cercano se consiga la dotación necesaria por parte del ministerio; mientras tanto os pedimos vuestra colaboración para seguir manteniendo el centro educativo con los cursos que se están impartiendo actualmente.

 INFORME ACTIVIDADES CENTRO EDUCATIVO BENIGNO BAZOALDO GESTIÓN 2015

Continuar leyendo

Boletín de Sur a Sur, nº 77: Cambiemos el sistema, no el clima

Compartimos el número 77 de nuestro Boletín DE SUR A SUR. Desde ASPA entendemos el asunto ecológico como trasversal en todo nuestro quehacer y no sólo demandamos que se frene ese posible incremento del 2 grados centígrados de la temperatura, que prevén los científicos, sino que participando de la petición de buena parte de los países del Sur pedimos que a ser posible ese incremento sea cero. Y, por supuesto, “CAMBIEMOS EL SISTEMA, NO EL CLIMA“, como titula su artículo Miguel Urbán, que traemos a continuación

72-lona1_portadaEl artículo empieza así:

“En los días finales de noviembre se celebraron por todo el mundo las llamadas “marchas por el clima” dando el pistoletazo de salida a las movilizaciones internacionales de la sociedad civil con motivo de la celebración en París de la cumbre de Naciones Unidas sobre cambio climático (COP21, por sus siglas en inglés) que se inició el 30 de Noviembre. De esta forma, a lo largo de algunas semanas se vienen realizando diferentes protestas y encuentros alternativos para denunciar la inacción y la falta de voluntad política de los gobiernos para afrontar la crisis climática.

La decisión del Gobierno francés de prohibir las protestas críticas con la cumbre de París, mientras permite celebrar mercados navideños y partidos de fútbol es reveladora de un conjunto de valores y prioridades políticas muy particulares sobre quién o qué y quién o qué no debe ser objeto protección por parte del Estado. Al mismo tiempo el Gobierno de Hollande ha decidido aumentar los gastos en uno de los sectores más responsable del calentamiento global: el complejo industrial-militar. (…)”
Continuar leyendo