de Sur a Sur, nº 86: El comercio de armas en España y la Objeción Fiscal al Gasto Militar

Coincidiendo con la campaña de la Declaración de la Renta grupos pacifistas ‘tomamos las calles’ para hacer un llamamiento a la Objeción Fiscal al Gasto Militar y denunciar que España es uno de los principales exportadores de armamento. No existe una prohibición absoluta para las exportaciones de armamento a países donde se producen graves violaciones de los derechos humanos, y se contempla autorizar exportaciones “con finalidades humanitarias”. A todo ello, se suman el secretismo, el fomento de las exportaciones y la utilización de este comercio como instrumento de política internacional por parte del Gobierno de Rajoy.

acci-n-de-greenpeace-interm-n-6En palabras de Eduardo Melero, investigador del Centro Delàs de Estudios por la Paz, España es uno de los principales países exportadores de armamento del mundo (dependiendo del año, se sitúa entre el sexto y el séptimo lugar). En 2013, se exportaron 3.908 millones de euros en material de defensa, mientras que en 2014 la cifra alcanzó los 3.203 millones de euros. Durante el primer semestre de 2015, se exportó armamento por valor de 1.727 millones de euros. Las dos categorías de material de defensa español más vendidas son las aeronaves militares y los buques de guerra, que han supuesto el 78% del total de las exportaciones durante el período 2005-2014.

Este importante papel dentro del comercio internacional de armamento responde a tres causas fundamentales: la participación en programas internacionales para desarrollar sistemas de armas, una interpretación poco rigurosa de la legislación y una política muy activa de fomento de las exportaciones de armamento.

1.- Datos básicos de la regulación legal El armamento es un producto esencialmente peligroso. Por eso, este ámbito se encuentra sometido a un intenso control por parte del Gobierno: para poder exportar material de defensa se requiere una autorización administrativa. Las empresas de armamento deben solicitar la autorización, que es otorgada formalmente por la Secretaría de Estado de Comercio, aunque quien decide es un órgano interministerial: la JIMDDU (Junta Interministerial Reguladora del Comercio Exterior de Material de Defensa y de Doble Uso).

Al otorgar la autorización debe comprobarse que se cumplen los criterios legalmente establecidos para poder … (Para leer el Boletín integro pincha en este enlace)

Además del artículo de Eduardo Melero en el boletín puedes encontrar información de la 29ª Asamblea General de Socias y Socios de ASPA celebrada los pasados 9 y 10 de abril en el albergue rural Fuente Agria de Villafranca de Córdoba.

Deja una respuesta