Archivo de la categoría: Comunicación

de Sur a Sur, nº 86: El comercio de armas en España y la Objeción Fiscal al Gasto Militar

Coincidiendo con la campaña de la Declaración de la Renta grupos pacifistas ‘tomamos las calles’ para hacer un llamamiento a la Objeción Fiscal al Gasto Militar y denunciar que España es uno de los principales exportadores de armamento. No existe una prohibición absoluta para las exportaciones de armamento a países donde se producen graves violaciones de los derechos humanos, y se contempla autorizar exportaciones “con finalidades humanitarias”. A todo ello, se suman el secretismo, el fomento de las exportaciones y la utilización de este comercio como instrumento de política internacional por parte del Gobierno de Rajoy.

acci-n-de-greenpeace-interm-n-6En palabras de Eduardo Melero, investigador del Centro Delàs de Estudios por la Paz, España es uno de los principales países exportadores de armamento del mundo (dependiendo del año, se sitúa entre el sexto y el séptimo lugar). En 2013, se exportaron 3.908 millones de euros en material de defensa, mientras que en 2014 la cifra alcanzó los 3.203 millones de euros. Durante el primer semestre de 2015, se exportó armamento por valor de 1.727 millones de euros. Las dos categorías de material de defensa español más vendidas son las aeronaves militares y los buques de guerra, que han supuesto el 78% del total de las exportaciones durante el período 2005-2014.

Este importante papel dentro del comercio internacional de armamento responde a tres causas fundamentales: la participación en programas internacionales para desarrollar sistemas de armas, una interpretación poco rigurosa de la legislación y una política muy activa de fomento de las exportaciones de armamento.

1.- Datos básicos de la regulación legal El armamento es un producto esencialmente peligroso. Por eso, este ámbito se encuentra sometido a un intenso control por parte del Gobierno: para poder exportar material de defensa se requiere una autorización administrativa. Las empresas de armamento deben solicitar la autorización, que es otorgada formalmente por la Secretaría de Estado de Comercio, aunque quien decide es un órgano interministerial: la JIMDDU (Junta Interministerial Reguladora del Comercio Exterior de Material de Defensa y de Doble Uso).

Al otorgar la autorización debe comprobarse que se cumplen los criterios legalmente establecidos para poder … (Para leer el Boletín integro pincha en este enlace)

Además del artículo de Eduardo Melero en el boletín puedes encontrar información de la 29ª Asamblea General de Socias y Socios de ASPA celebrada los pasados 9 y 10 de abril en el albergue rural Fuente Agria de Villafranca de Córdoba.

de Sur a Sur, nº 85: Acuerdo UE-Turquía, una decisión ilegal y nada ética

Los fenómenos migratorios han sido una constante en la historia humana. Sus flujos han podido variar en dirección o en intensidad con el transcurrir de los siglos, pero siempre han sido un elemento fundamental a la hora de explicar los procesos históricos y la configuración de las sociedades del presente. Por ejemplo, si el ‘homo sapiens’ no hubiera migrado del continente africano, posiblemente los europeos seguiríamos siendo neandertales.

Pero sorprende la esquizofrenia o fractura ideológica con que se ven en la actualidad, en amplio espectro del discurso político, los fenómenos migratorios. Mientras por un lado defiende la libertad absoluta del Capital para migrar de un país a otro, por otro juzga ahora que este principio no sirve para el factor Trabajo –al contrario que durante el siglo XIX-. Además, en la práctica política, mientras se habla de cosmopolitismo y de internacionalismo, en la realidad se levantan barreras y concertinas, se suprimen visados y se multiplican los efectivos policiales en un claro ejemplo de nacionalismo económico. …

Para leer el artículo completo pincha en este enlace

Además de este artículo en el boletín puedes encontrar información de:

de Sur a Sur, nº 84: Las fronteras del corazón de Europa

Vivimos días de movilizaciones contra el Acuerdo entre la Unión Europea y Turquía y de salir a la calle a gritar ¡Refugiadxs bienvenidxs! Europa está renunciando a sus principios éticos y violando los Derechos Humanos y el derecho internacional. Podrá expulsar a Turquía a todxs lxs refugiadxs que han llegado a su territorio, siendo este un país que no respeta los Derechos Humanos, y donde miles de refugiadxs ya viven en terribles condiciones o han sido devueltxs a sus países de origen.

20151128112937 (1)Por este motivo queremos compartir el artículo “Las fronteras del corazón de Europa” de Daniel Turon publicado en DESPERTTADOR·y que habla de empatía de la gente común hacía lxs refugiadxs.

“A veces nos preguntamos qué significa ser humano, la filosofía lleva siglos reflexionando sobre la ontología, sobre la ética, sobre la moral, el poder, el mal. La historia de nuestro continente no ha sido precisamente un ejemplo de paz, hemos colonizado medio mundo, provocando genocidios, etnocidios, guerras, colonizaciones… La modernidad parecía traernos unos derechos humanos, tratados internacionales que pretendían afirmar la racionalidad del ser humano.

En nuestro imaginario, se construyó una idea de una comunidad europea, solidaria, cooperativa, con valores cristianos, con los valores revolucionarios de la igualdad, la fraternidad y la libertad. Una institución simbólica que se reafirmó recientemente con el premio nobel de la paz a la Unión Europea. Una ironía más de la historia, o de quien la institucionaliza, un premio que en varias campañas en internet se está pidiendo ya su retirada.

En estos días leemos artículos, vemos fotos, reportajes, pero lo que quizás más impacta son las experiencias en primera persona de personas que viven la experiencia en Lesbos. Llevados por la empatía, un hermoso sentimiento que si nos sumergimos en él, nos lleva a reconocernos en el otro, a querer colaborar, compartir, como está haciendo el diezmado pueblo griego, que comparte lo que tiene con sus hermanos sirios. Personas que llegan sufriendo, con sus hijos, dejando atrás sus casas, sus relaciones, su vida, a veces mucha de su familia, llegan pidiendo ayuda, pero la casta, los que han ganado dinero con la venta de armas, tienen miedo a perder algo de sus privilegios, se resisten a ajustarse los cinturones, a compartir.

Pero hay gente en toda Europa dispuesta a abrir las puertas de sus casas, de sus corazones, “donde comen dos, comen tres”, dice un dicho popular. …” Para leer el artículo completo pincha en este enlace  Seguir leyendo de Sur a Sur, nº 84: Las fronteras del corazón de Europa

de Sur a Sur, nº 83: El rol de las ONGD en los próximos años

En este boletín y a través de un artículo de Valeria Méndez de Vigo, hemos querido reflexionar sobre el papel y los retos a los que nos enfrentamos las ONGD de cara a los próximos años.

Sin títuloEl artículo díce así:

“La crisis de los últimos años en nuestro país ha afectado de manera muy profunda a las ONG de cooperación al desarrollo con un recorte drástico de los fondos, la consiguiente necesidad de reajuste o discontinuidad de nuestros proyectos, un desmantelamiento de nuestras estructuras e incluso la desaparición de muchas ONG. Pero es que, además, a las ONG de cooperación al desarrollo, la crisis nos ha pillado también con el pie cambiado, en cuanto a nuestros modos de hacer, nuestros discursos, nuestros mensajes.

De pronto, las cosas que relatábamos y que interesaban, al menos a un cierto público- las cuestiones del hambre, los conflictos bélicos y sus consecuencias en la población, la educación de los más desfavorecidos, por poner sólo algunos ejemplos, que sucedían en países lejanos,- dejaban de interesar en nuestro país, acuciado también por grandes problemas y por crisis que imaginábamos, con razón o sin ella, tan graves como las que asolaban otros países de África, Asia o América Latina. Las ONGD nos hemos ido adaptando como hemos podido, en algunos casos, hemos desviado el foco de nuestras actuaciones a España. Pero, ¿es ésta la solución? ¿qué nuevas claves debemos poner en marcha o debemos fortalecer para continuar siendo relevantes? A mi juicio, éstas podrían ser algunas:

  1. Construir narrativas y hacer pedagogía.
  2. Denunciar, pero también ofrecer alternativas y soluciones..
  3. Globalizar la solidaridad.
  4. Propiciar encuentros.
  5. Aprender de las organizaciones sociales del Sur y de sus luchas y trasladarlas a España o a nuestro entorno.
  6. Compartir espacios para la incidencia.”

Entre las actividades de ASPA queremos resaltar las siguientes:

  • La 29ª Asamblea General de Socias y Socios de ASPA tendrá lugar los próximos días 9 y 10 de abril, en el Albergue Rural de Fuente Ágria en Villafranca de Córdoba. Ésta es siempre una nueva oportunidad de seguir compartiendo nuestro camino solidario.
  • Os presentamos la web-doc FRAGMENTOS, que se integra dentro del Proyecto “Jóvenes andaluces, nuevas tecnologías y educación global”. El proyecto se centra en establecer paralelismos entre las realidades del sur y del norte para hacer reflexionar a la juventud sobre las situaciones de pobreza y exclusión social en nuestras sociedades. Para ello hemos puesto nuestra mirada en Bolivia y en las mujeres trabajadoras asalariadas del hogar. Para ver el web-doc podeís pinchar en este enlace o visitar la web de ASPA
  • El ayuntamiento de Córdoba ha sacado una Convocatoria de voluntariado joven 2016 para programas de Cooperación internacional. Siete jóvenes cordobeses tendrán la oportunidad de participar en esta iniciativa solidaria. ASPA ha presentado el proyecto “Clínica ambiental: acompañamiento de comunidades en la recuperación del Buen Vivir” para que una/o conozca durante seis meses los proyectos que ASPA gestiona en Ecuador. El plazo de presentación de solicitudes acaba el 4 de Abril (inclusive). ¡No te pierdas esta experiencia solidaria!
  • Un año más, estamos ya en pleno trabajo de preparación de la Caseta de ASPA en la Fería de Córdoba. Este año hemos meditado y reflexionado mucho sobre la continuidad o no del mismo, y todas coincidimos en que este espacio no lo podemos perder, un espacio para la ciudadanía cordobesa, un espació de solidaridad y encuentro, motivación y fuerza, unión y alegría compartida. Este año necesitamos como el agua y el aire que compartimos que forméis parte de este proyecto, ayudar en el montaje, servir copas, poner música, servir mojitos, … son tareas posibles gracias a la aportación de todas vosotras y vosotros. Si puedes y quieres participar de voluntario en la caseta escribenos a cordoba@aspa-andalucia.org, llama al 957437251 o mándanos un whatsapps al 667012151 poniendonos tu disposición

Para leer el boletín completo pincha en este enlace

de Sur a Sur, nº 82: Xenofobia y solidaridad rivalizan en la Jungla de Calais

En una Europa a la deriva en relación a las personas refugiadas, las ONGs y organizaciones proinmigrantes venimos denunciando las medidas que están asumiendo algunos países europeos. Medidas que pasarán a la historia de la infamia por la terrible violación de derechos humanos que suponen. Dinamarca ha comenzado a confiscar el dinero en efectivo de las personas refugiadas que supere los 1.340 euros. Países como Suecia, Holanda y Finlandia han anunciado deportaciones masivas. Mientras el periódico británico The Independent denuncia que miembros, algunos de ellos uniformados, de una milicia armada de extrema derecha llevan a cabo una campaña de violencia sin precedentes contra los inmigrantes que están en  el llamado campo de la Jungla, en la localidad francesa de Calais. Y en muchas de nuestras fronteras se construyen muros y alambradas que impiden la entrada de quienes tienen pleno derecho a la circulación por vías legales y seguras, y a una adecuada acogida.

calais1Hemos escogido este botón de muestra de la situación en Calais a través del artículo “Xenofobia y solidaridad rivalizan en la Jungla de Calais” de Andrea Olea publicado recientemente en Diario Público.

Los actos racistas y las muestras de solidaridad se multiplican al mismo tiempo en Calais, la ciudad del norte de Francia convertida en última etapa para miles de refugiados que sueñan con llegar a Reino Unido. La manifestación que este fin de semana recorrió sus calles en apoyo a los emigrantes, terminó en altercados con la policía y varias detenciones, escenificando la tensión creciente que vive la localidad.

Vista desde el aire, la Jungla se asemeja a un inmenso mar de plástico azul y blanco. Situado a apenas cinco kilómetros de la ciudad francesa de Calais, frente al Canal de la Mancha, este asentamiento acoge a más de 7.000 emigrantes de una quincena de nacionalidades que esperan dar el salto definitivo a Inglaterra: afganos, sudaneses, sirios, etíopes, eritreos… un paseo entre sus calles enlodadas se convierte en un recorrido por un mapa de conflictos.

En este gigantesco poblado, formado por chabolas y precarias estructuras de madera, todo es extremo: el frío, el viento, el barro. La Jungla es como un ser vivo que respira, inspira y expira, engulle y escupe a personas de muy distintos orígenes con dos cosas en común: una odisea a sus espaldas hasta su llegada a Calais y el sueño de alcanzar Reino Unido, considerado la verdadera Tierra Prometida.

Las cifras oscilan, pero en los últimos meses el número de habitantes de la Jungla ha explotado: de 3.000 personas pasó a 10.000, y en la actualidad se estima que malviven en ella entre 7.000 y 8.000 habitantes.

PARA SEGUIR LEYENDO EL ARTÍCULO PINCHA EN ESTE ENLACE Seguir leyendo de Sur a Sur, nº 82: Xenofobia y solidaridad rivalizan en la Jungla de Calais