Archivo de la categoría: Andalucía

Nos adherimos al Manifiesto #DefendiendoAMaleno

Nos unimos a la defensa de Helena Maleno Garzón y denunciamos un nuevo intento del Gobierno de M. Rajoy de criminalizar a las personas y entidades que ayudan a lxs más necesitadxs.

Manifiesto #DefendiendoAMaleno

El pasado miércoles la defensora de derechos humanos Helena Maleno Garzón recibió una visita de la Policía, que la citaba ante la justicia marroquí este martes 5 de diciembre. Sin tener acceso a toda la información judicial para conocer en detalle las acusaciones que se vierten sobre ella, la documentación legal proporcionada concluye que la Defensora de Derechos Humanos es acusada por España de crimen internacional de tráfico de seres humanos e inmigración clandestina. El Estado español ha realizado investigaciones sobre su labor, por lo que podría haber pedido colaboración a Marruecos al ser Helena residente en este país. La base para la acusación de la Defensora son las llamadas de petición de auxilio que habría realizado a Salvamento Marítimo acerca de embarcaciones de personas migrantes que se encuentran a la deriva y/o desaparecidas. Un proceso judicial claramente destinado a criminalizar el trabajo que desarrolla Helena Maleno desde hace años como defensora de derechos humanos. Cabe remarcar que Helena Maleno es una periodista y defensora de derechos humanos española especialista en Migraciones y Trata de seres humanos. Desarrolla desde 2001 en Frontera Sur una labor de apoyo permanente en derecho a la salud, educación, identidad y a la vida de las personas migrantes.

En su larga actividad se ha dedicado a :

– Investigar la situación de los Derechos Humanos de las personas migrantes en la frontera Sur: vulneraciones por parte de las autoridades, ayuda en caso de agresiones y violencia, denegación de acceso al asilo, protección de menores y víctimas de trata, ayuda humanitaria, etc.

– Documentar casos de violencia contra las personas migrantes en las ciudades españolas de Ceuta y Melilla, visibilizando prácticas ilegales como las ‘devoluciones en caliente’ y denunciando políticas como la ‘externalización de fronteras’.

– Protección del derecho a la Vida: alertando a los servicios de Salvamento y rescate de los países correspondientes toda vez que personas migrantes han realizado llamadas de auxilio desde el mar. Seguir leyendo Nos adherimos al Manifiesto #DefendiendoAMaleno

Comunicado contra nuevos CIEs en Andalucía

Las entidades Asoc. Pro-Derechos Humanos, Granada Acoge, Accionenred, ASPA  y otras ONGs, nos posicionamos en contra de la construcción de nuevos CIEs  y os invitamos a que os suméis a este comunicado de protesta que será presentado en rueda de prensa y entregado en subdelegación del gobierno la próxima semana.

COMUNICADO CONTRA NUEVOS CIES EN ANDALUCÍA

Expresamos nuestro absoluto rechazo al anuncio de proyecto de construcción de un Centro de Internamiento de Extranjero (CIE) en la provincia de Granada realizado por el delegado de gobierno en Andalucía Antonio Sanz el pasado 10 de Julio de 2017.

Las organizaciones abajo firmantes nos oponemos al anuncio del delegado del gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, de construir Centros de Internamiento de Extranjeros en Granada y Almería. Consideramos que las medidas a tomar ante la llegada de personas migrantes no deben ser represivas, sino solidarias y de acogida.

Los Centros de Internamiento de Extranjeros son espacios que, aunque no tienen carácter penitenciario, funcionan como auténticas cárceles cuyo objetivo es facilitar la expulsión de personas extranjeras en situación administrativa irregular. Dicho objetivo no se cumple ya que, según datos del propio Ministerio del Interior, el 71% de los internos no son expulsados, por lo que estos centros incumplen su finalidad. De hecho, si lo que se persigue es la localización de una persona, podría realizarse de forma respetuosa con los derechos humanos (pisos de localización, retirada del pasaporte, presentaciones periódicas, etc.).

Esta situación de privatización de la libertad de personas que no han cometido delito alguno por una falta administrativa vulnera la legislación nacional, internacional y los derechos humanos. Ha sido denunciada en multitud de ocasiones por el movimiento asociativo, entidades europeas, comisiones del Parlamento Europeo e instituciones españolas, así como por el Defensor del Pueblo y sus equivalentes autonómicos y por la propia Fiscalía General del Estado.

Las organizaciones firmantes nos mostramos en contra de la propia existencia de estos Centros de Internamientos de Extranjeros por ser un instrumento represivo de las políticas migratorias, innecesarias, inútiles y criminalizadas, que priva de libertad a aquellas personas que no han podido obtener o renovar su permiso de residencia.

Es por ello que, mientras seguimos trabajando para que los CIEs actualmente en funcionamiento se cierren, nos negamos a la construcción de nuevos centros de este tipo en el resto del estado. Anunciamos que nos opondremos con todas nuestras fuerzas a la construcción de dichos centros en Andalucía oriental y que exigiremos a todos los actores políticos que se posicionen ante este anuncio. También continuaremos el trabajo con la sociedad civil informando de las intenciones de las administraciones responsables.

Se admiten apoyos vía internet aquí: https://goo.gl/forms/68LKSN7ksVnnZjsy2

Gertrudis la recovera. Libro-comic sobre la memoria histórica

Con motivo de los 30 años del nacimiento de ASPA y como modesta aportación de la asociación a la historia de la memoria histórica queremos presentar en la sala de la Biblioteca “Cristóbal Cuevas” el libro en formato de cómic “Gertrudis, la recovera” de nuestro compañero Luis Pernía Ibáñez, el día 26 de julio, miércoles a las 19,30horas.

“Gertrudis, la recovera” intenta responder a una pregunta capital ¿Cómo integrar en el discurso colectivo a los que la memoria oficial silenció como parte de nuestra historia? Intentando integrar a los vencidos, a los excluidos de la historia, en la comunidad nacional. Particularmente las mujeres. La visibilidad de las mujeres en los años que siguieron a la guerra civil es prácticamente nula y la Ley de Memoria Histórica se ha rebelado insuficiente para restituir la memoria de tantas heroínas anónimas que vivieron la “desbandá”, que sufrieron la prisión o la muerte de sus maridos y en el filo de la supervivencia no les quedó otra cosa que coger el oficio de recovera. El caso de nuestra protagonista como el otras muchas mujeres de Casares bajaran productos del pueblo a La Línea y subían con tabaco, chocolate, queso y otros artículos que escaseaban. Lo hacían en una caminata de casi 50 kilómetros agotadas por el cansancio y atenazadas por el miedo.

Cuando Luis Pernía plantea el estudio de Gertrudis se enfrenta al estudio de una memoria traumática y oprimida, invisibilizada socialmente por más de siete décadas. El sufrimiento, horror y pánico bloquean cualquier narración ¿Cómo se ha de expresar lo inexpresable? Pero hay que recordar.

El autor pretende también poner en valor la ruta de las recoveras de Casares a la Línea abundando en su valor de memoria histórica, paisajístico y educativo. Ya algunos grupos de educadores y medioambientalistas han comenzado a recorrer esa ruta.

Del autor solo decir que su trabajo en el mundo de la solidaridad desde hace muchos años, ha puesto siempre el énfasis en la sensibilización o concienciación, así ha publicado algunos libros en esta línea de solidaridad; es preciso recordar “Málaga 29 años de inmigración e Inmigrantes en la frontera de la ciudadanía”. En el mismo sentido cabe destacar “Un mundo haciendo puenting” sobre el fenómeno de la globalización “El derecho a la vida y la libertad” sobre la deuda externa de los países empobrecidos y recientemente “El SOS de la Tierra” sobre la intervención humana en el cambio climático.

de Sur a Sur, nº 99: un día cualquiera en la frontera sur

“La travesía fronteriza desde el puesto marroquí al español es un cúmulo de violaciones al término igualdad”, escribe Cristina Fuentes. Esta investigadora social relata su paso diario por la frontera de El Tarajal, la que separa Ceuta de Marruecos, pero también la que separa África de Europa, la frontera sur.

201512311851115440Suena el despertador son las seis de la mañana, tardo dos minutos eternos en saber dónde estoy, qué hago aquí, y por qué me estoy levantando de noche. Ducha rápida, cuido mi vestimenta porque, pese a que sea finales de julio, no usaré pantalón corto, tampoco camiseta de tirantes ni escotada. Algo de maquillaje que me tape las ojeras y raya de lápiz negro en los ojos. Salgo corriendo.

Tengo que atravesar la medina de Tetuán, compro un café y bajo a la parada de taxis. Espero que se llenen las plazas del taxi que compartiré con otras seis personas hasta la frontera, y nos ponemos en marcha. Durante el trayecto recuerdo la sensación de asfixia que me generaba ir cuatro personas con más edad que tú en la parte de atrás de un coche. Ahora todo eso ha desaparecido. La repetición de los acontecimientos más insólitos los convierte en normalidad. Quince dírham –un euro y medio-, y cuarenta minutos de trayecto después llego a la frontera de El Tarajal. La cotidianidad, en este caso, no ha conseguido quitarme la sensación de presión del cuerpo cada vez que llego a esta frontera. El calor apremiante, la multitud de personas que quieren ofrecerte cualquier cosa por un par de dírham y las colas para entrar a la parte española hacen que el aire pese y el ruido fronterizo retumbe dentro de ti. Te repites: Tranquila, eres investigadora, es lo que tienes que hacer, observa y quédate con los detalles.

Hoy es un día especialmente concurrido, es martes y los martes suelen ser duros. Tengo a 300 mujeres delante de mí en la fila para entrar al perímetro fronterizo marroquí, intento utilizar mi pasaporte mágico para saltarme la espera y pasar al puesto de aduana. Nunca hago esto, pero tengo una entrevista en una hora en el centro de Ceuta. La artimaña no surte efecto alguno y retrocedo en la fila. Estas mujeres trabajan en Ceuta y, por la hora que es, en su mayoría son empleadas domésticas. Seguro que entran a las nueve de la mañana a trabajar y son ya las ocho y seguimos esperando. Porque las porteadoras llegan antes. Una chica se me acerca y me pregunta algo pero no puedo tener una conversación fluida con ella, le digo una palabra en dariya, otra en español y otra en francés, pero nada, no fluye la comunicación… ¿Cuándo estudiaré dariya? ¡Uff!, primero tengo que terminar la investigación. …

Para leer el artículo completo pincha en este enlace

Además de dicho artículo en el boletín puedes encontrar información:

  • de los talleres que vamos a impartir en el Curso ”Educación para el desarrollo y enfoque de género” organizado por el CICODE (Centro de iniciativas de Cooperación al Desarrollo) de la Universidad de Granada
  • de la Red de Trueke de Córdoba
  • de la Campaña Pobreza Cero Granada

Moción del Ayuntamiento de Granada contra el acuerdo Unión Europea – Turquía

Hoy, 24 de junio, el Ayuntamiento de Granada ha aprobado con el apoyo de PSOE, IU, Vamos Granada y Ciudadanos y la abstención del PP  la siguiente moción para que el Ayuntamiento de Córdoba manifieste su desacuerdo con el acuerdo firmado entre la Unión Europea y Turquía sobre refugiados y migrantes

0ef97e96-4536-4f88-bd85-4fa81c6654e7 MOCION AL AYUNTAMIENTO DE GRANADA

AL PLENO DEL AYUNTAMIENTO DE GRANADA, AL ALCALDE DE GRANADA Y A TODOS LOS PORTAVOCES DE LOS GRUPOS POLÍTICOS

Don Jesús Antonio Montes Montes, con DNI 44 296 663C, representante legal de la delegación en Granada de la Asociación Pro Derechos Humanos de Andalucía, en representación la Red Granadina por la Acogida y el Refugio, integrada por las siguientes entidades:

  • Accionenred – Granada
  • Adobe Arquitectura Y Compromiso Social
  • AI Granada
  • Alianza por la Solidaridad
  • ASCUA
  • Asociación granadina Ecológica-gastronómica-cultural La brújula de momo
  • Asociación pro Derechos Humanos de Andalucía – Granada
  • Asociación Andaluza por la Solidaridad y la Paz (ASPA) 
  • Caritas Chana
  • Centro social adultos Zaidín
  • Comunidades Cristianas Populares
  • CONGRA
  • Ecologistas en Acción
  • Granada Acoge
  • Granada Laica
  • Iberoamericamigrante
  • JOC  Granada
  • La ciudad accesible
  • Marchas por la dignidad
  • Oxfam Intermon
  • Plataforma BDS Granada
  • Plataforma Granada Abierta
  • Plataforma Zona Norte
  • Setem AndalucÍa -Granada
  • Vivienda Digna Granada

y al amparo de lo dispuesto en el Reglamento de Organización, Funcionamiento y Régimen Jurídico de las Entidades Locales, presenta para su aprobación la siguiente moción para que el Ayuntamiento de nuestra ciudad manifieste su desacuerdo con el acuerdo firmado entre la Unión Europea y Turquía sobre refugiados y migrantes

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

Los pasados 17 y 18 de marzo, la Unión Europea y Turquía adoptaron un acuerdo que supuestamente pretendía solucionar lo que se vienen denominando la « crisis migratoria ». Desgraciadamente este acuerdo ignora obligaciones internacionales de la UE,  utilizando  toda una argucia jurídica en menoscabo de los derechos fundamentales  y de una Convención de Ginebra poco defendida por el Alto Comisionario para los Refugiados.

El gobierno de España en funciones ha permitido y apoyado este  acuerdo que vulnera los derechos de los refugiados en contra de la posición acordada por el Parlamento que exigía garantías en el respeto de las leyes de protección internacional. Así, frente a la posición consensuada de todos los partidos en el Parlamento, y frente a una enorme movilización ciudadana, el Gobierno en funciones ha participado en un acuerdo con Turquía que mercadea con miles de personas a cambio de concesiones políticas y económicas.

El acuerdo no contiene compromisos concretos para incrementar el reasentamiento o para ofrecer rutas legales y seguras para las personas migrantes, refugiadas y solicitantes de asilo. La excusa de crear una solución que acabe con el tráfico de personas, reasentando a una persona por cada una de las devueltas a suelo turco, crea un falso discurso. Como consecuencia de esta propuesta, precisamente lo que se fomentará es que las personas tomen otras rutas más peligrosas.

13466151_1358839127464154_1629746870718032313_nFrente a esto es necesario una alternativa humana, legal y responsable, basada en el reasentamiento incondicional de personas refugiadas con un número de plazas disponibles suficientes. Y esto sólo es posible con  una voluntad política de los países de la UE para hacer que el sistema de reubicación funcione de manera respetuosa con la legislación internacional y los derechos humanos.

La propuesta de que por cada persona refugiada siria que sea devuelta a Turquía desde Grecia la UE acepte a otra también siria enviada desde Turquía es inmoral y carece de fundamento jurídico sostenible. Supone que para que la UE acepte a un refugiado, previamente otra persona, a la que se expulsará, ha debido jugarse la vida para llegar a Grecia desde Turquía.

Las personas solicitantes de asilo tienen derecho a procedimientos de asilo individualizados y con todas las garantías. Sin embargo, el acuerdo entraña el riesgo de las expulsiones colectivas, ya que no se explica bien cómo van a poder evaluarse de manera significativa y con todas las garantías jurídicas suficientes las solicitudes individuales en procedimientos de asilo acelerados. Ya ha habido denuncias de algunas ONG presentes en la zona.

Por otra parte, miles de personas refugiadas y solicitantes de asilo que proceden de lugares que no son Siria, como son afganos o iraquíes, que representan, junto con los sirios, el 90% de las llegadas a Grecia, se enfrentan a grandes obstáculos para acceder al asilo. Aunque se ha indicado que no serán devueltas a Turquía, no existen garantías en el acuerdo para que así sea, y no la protección legal internacional  vaya a ser efectiva. Las devoluciones sumarias no solo son contrarias al derecho internacional sino también a la legislación nacional turca.

Más allá de que Turquía acoja ya a casi tres millones de refugiados sirios, los dirigentes europeos la designan  como responsable y a la vez como socio privilegiado. Para eso no dudan en cerrar los ojos sobre las derivas autoritarias de Erdogan, que ha lanzado una verdadera guerra civil contra una parte de su población, los Kurdos, y de utilizar todos los medios para acallar a sus oponentes políticos. Hoy Turquía no es un país seguro  ni para sus propios ciudadanos ni para los refugiados. La UE está dispuesta a todas las maniobras jurídicas para que Erdogan acepte limitar las salidas hacia Grecia, que permita patrullar a la OTAN , transformada en una agencia de vigilancia de las fronteras europeas, en sus aguas territoriales y que acepte readmitir en su territorio a  los exiliados que han pasado por Turquía y hayan sido expulsados de Grecia. El nivel de ceguera política, de desprecio de los derechos fundamentales y la bajeza moral de los negociadores de la UE es tal que prevén cambiar la reinstalación en la UE de los demandantes de asilo que viven en la mayor precariedad en Turquía a cambio de la aceptación por esta última de un contingente equivalente de personas que ya se encuentran en busca de asilo y refugio en Grecia Seguir leyendo Moción del Ayuntamiento de Granada contra el acuerdo Unión Europea – Turquía